Claudio Bravo y la Superliga: "Primó la empatía, se solucionó de la mejor manera"

El arquero del Real Betis, Claudio Bravo, reconoció que la polémica liga propuesta por Florentino Pérez “no creo que tenga futuro”.

La gran figura del empate 0-0 entre el Real Betis y el Athletic de Bilbao ayer fue el arquero chileno Claudio Bravo. El portero nacional consiguió mantener su arco en cero, incluso cuando su equipo se quedó con un hombre menos tras la temprana expulsión del talentoso Fekir.

Tras el duelo, el portero fue consultado al respecto del tema que todo el mundo ha estado hablando últimamente: la Superliga. "Ha primado la empatía en este caso. Me ha tocado también estar en el otro frente, con equipos poderosos donde prima la economía, pero hay que echar la vista a la otra vereda”, indicó.

“Son los poderosos los que tienen que tener empatía con el resto de instituciones porque son ellas las que les llevan a las competiciones, a tener fans... se solucionó de la mejor manera y no creo que tenga futuro", agregó.

Con respecto al partido, indicó que fue "difícil porque toca jugar gran parte del partido con un hombre menos ante un equipo físicamente poderoso. Con gente muy intensa y a este nivel cuesta mucho aguantar un resultado y doblegar al otro rival si estás en desventaja, pero también sirven de aprendizaje, de no agobiarte, a sacar corazón e intensidad, son partidos que te ayudan a crecer".

"Pronto nos quedamos en desventaja ante un equipo muy físico, que suele presionar a los rivales, pero nos queda esa sensación de crecimiento. No es fácil aguantar todo el partido con esa desventaja y sacar un partido adelante”, señaló.

“Al principio queríamos ganar los tres puntos en casa y hacernos fuertes en nuestra posición, pero el equipo dio la cara y los compañeros hicieron un esfuerzo tremendo a nivel defensivo", agregó.

El bicampeón de América reconoció que "no solamente nos conformamos con meternos atrás sino que estando en desventaja buscamos la ocasión de gol, tener soluciones y buscar los tres puntos".

Para finalizar, reconoció que "estoy disfrutando de todo esto. Se me hace extraño no poder disfrutar de este magnífico estadio, de la afición que siempre está aquí y de no ver gente, la efervescencia que tienen los partidos y se me hace raro. Vine maravillado porque sabía lo que me iba a encontrar y la pandemia nos lo ha quitado. Pero a disfrutar de estos partidos e intentar ayudar al equipo".