Converse, las zapatillas que nunca pasan de moda

zapatillas converse

Siempre hemos visto a las Converse como zapatillas únicas, cómodas, clásicas, adaptables y combinables con cualquier estilo. Desde los más pequeños hasta los más grandes alguna vez en su vida han lucido una de estas zapatillas. 

Desde 1908 que Converse ha vendido más de mil millones de pares, y pese a los más de 100 años que han pasado desde su creación, siguen siendo una tendencia en los outfits de miles de mujeres y hombres alrededor del mundo, pues ya no solo es una marca de zapatillas, sino que también de ropa. 

No fue hasta 1917 cuando se introdujeron las zapatillas Converse All Star, que incluían lona, característica que las hacía mucho más resistentes y adecuadas para el baloncesto, deporte que los adoptó como sus zapatos oficiales. 

De hecho la historia del modelo Converse All Star Chuck Taylor fueron popularizadas por el jugador de baloncesto Charles “Chuck” Taylor, quien se unió a un equipo de baloncesto patrocinado por Converse, y comenzó a realizar cursos de baloncesto. Cuando llegaba el momento de enseñar los fundamentos del juego, el deportista aprovechaba para venderlas.

En un comienzo las Converse solo eran negras y blancas, sin embargo, no fue hasta la década de los 50’ que comenzaron a estilizar sus diseños, produciendo modelos con nuevos colores, estampados y materiales. 

Ya en la década de los 60’ comenzó a dominar el mercado con los lanzamientos de nuevos modelos como la Jack Purcell, Heritage, Weapon y Pro Leather, lo que fueron adoptados por casi toda la comunidad del baloncesto, además del mundo urbano y subcultura, sobre todo, por el mundo de la música debido al surgimiento del movimiento punk.

Desde entonces que las Converse han estado presente entre las zapatillas favoritas del mercado con su espíritu que la caracteriza: ser únicas, pues hasta en sus ediciones especiales que son por un tiempo limitado y no se vuelven a producir.